Pasada la medianoche del martes, residentes del Ensanche Ozama de Santo Domingo Este, específicamente de la calle Octavio Mejía Ricart, “se estremecieron” al escuchar la balacera que irrumpió el silencio de la madrugada.

“Una ráfaga de tiros”, fue lo que escuchó la vecina más cercana al lugar de los hechos. La testigo sostiene que escuchó las detonaciones a las 2:00 de la madrugada.

“Inmediatamente escuché los tiros me escondí, los tiros llegaron a mi casa, todavía están dentro los casquillos”, declaró.

La residente, cuyo nombre pidió ser omitido, dijo que se sorprendió por el acontecimiento, ya que asegura no haber presenciado anteriormente un acto semejante por la zona.

Según contó, el altercado duró varios minutos, pero no tardaron en llegar miembros de la Policía Nacional, así como los miembros de la Dirección Central de Investigaciones Criminales (Dicrim).

Aseguró que desonoce tanto el vehículo involucrado como el reporte oficial de las autoridades sobre lo ocurrido.

Los disparos alcanzaron a impactar varias veces a una camioneta blanca, marca Nissan, perforando sus puertas y los vidrios de sus ventanas. Sobre ella, y el piso donde se encontraba estacionado, había varias manchas de sangre.

“Yo no sé nada”, expresaron otros vecinos sobre su versión de los hechos. LISTIN DIARIO