Salud Pública exhortó a la población general que han recibido la vacuna o está en proceso de ser vacunada contra el COVID-19, a no consumir bebidas alcohólicas dentro de las 72 horas luego de aplicada.

De acuerdo a Elías Tejeda, coordinador del Clúster de Alcohol, estudios recientes realizados por la Universidad de Manchester en Inglaterra comprobaron que en las personas que se han vacunado y han tomado alcohol, el nivel de respuesta inmunológica es menor que en las personas que no han consumido alcohol.

“Ahora que se ha flexibilizado el horario del toque de queda, los ciudadanos tienen una mayor movilidad y acceso a los centros de expendios de bebidas alcohólicas, lo que se puede convertir en un factor de riesgo para esas personas consumidores de alcohol”, expresó.

Agregó que de hacerlo «estas acciones no son las correctas ni adecuadas”.

“El éxito de la vacunación dependerá en gran medida de la responsabilidad de cada uno de nosotros”, concluyó.