Este jueves el Ministerio de Salud, en conjunto con el Área VI de Salud, realizaron un operativo de pruebas PCR y jordana de orientación en Cristo Rey, barrio del Distrito Nacional, con la finalidad de disminuir la propagación del COVID-19.

Para el operativo, que se inició a las 8:00 de la mañana en la Parroquia San Pablo Apóstol y culminará al mediodía, el Ministerio dispone de 125 pruebas.

“Este es un operativo que tratamos de llevar en el sector de Cristo Rey, aquí en la iglesia San Pablo, para peinar todo el sector, tratando de llevar los utensilios para la retención del COVID -19”, indicó el director del Programa de Mortalidad por Accidentes de Tránsito (Premat), Julio César de León.

Además de la toma de muestra, un equipo de inspectores estuvo apostado en las intercepciones de las calles entregando mascarillas. Mientras que otra parte irá casa por casa entregando kits de higiene para el COVID-19 durante el día completo.

“Le exhortamos a todas las familias de República Dominicana tratar de mantener la higiene, el distanciamiento y el uso de la mascarilla que es lo principal para poder controlar el COVID-19”, dijo el director del Premat.

Un gran número de adultos mayores fueron los primeros en llegar a la parroquia para la toma de muestras.

“En el Distrito hay un brote de casos de COVID-19 porque tenemos una juventud que no quiere acatar el llamado que le estamos haciendo a través del Ministerio de Salud Pública, entonces nosotros estamos aquí y vamos a empezar barrio por barrio y sector por sector hacer el trabajo que requiere para poder abatir el COVID-19”, indicó.

De León señaló las críticas realizadas a las autoridades policías por los supuestos maltratando a los ciudadanos. Entienden que esa no es la actitud, aunque reconoce que los policías están cansados y muchos han perdido la vida en esta batalla.

Entre tanto el párroco, José Luis Hernández, indicó que desde hace mucho tiempo solicitaban una intervención en el sector por lo cual agradece a la nueva gestión por este operativo.

“Aprovechamos para llamar la atención a la población sobre el uso preventivo de la mascarilla, especialmente a la gente joven y a las autoridades, principalmente a la policía que haga cumplir el decreto presidencial que se hacen de la vista gorda, pasan de largo ante la gente, de los grupos, de la gente que violentan el decreto”, afirmó el párroco.

En eso sentido señaló que, así como la gente joven viola las medidas como el toque de queda los colmados de ese sector por igual, mientras que los delivery’s alimentar los grupos en frente de las casas.

“De nada vale que hagamos operativos y la prevención cuando hay un grupo de personas inconscientes e insensatas que permanecen al margen de lo que se ha dicho”, sentenció. DIARIO LIBRE