Jóvenes de Sabana protestaron este martes por segunda ocasión en demanda de justicia para la Jessica Marie Contreras, quien fue asesinada en un drink por supuestos sicarios.

Con pancartas en las manos y velas encendidas, los caminaron desde la residencia del alcalde Frank Tavares hasta el drink El Kan, donde fue asesinada a tiros, Jessica.

Piden a las autoridades apresen a los culpables del tiroteo que dejó como resultado dos muertos y tres heridos.

Los familiares de la joven Jessica Marie expresaron durante su sepelio, que hacen más de 48 horas del asesinato de su pariente y aún las autoridades no han identificado a los autores. EL CARIBE