Santiago. La delincuencia vuelve a recrudecerse con el asalto de 20 mujeres que se encontraban en un salón de belleza y centro de uñas ubicado en el centro histórico de Santiago.

Mientras que vendedoras de bancas de loterías y delivery han sido atracadas en los últimos días, ante el recrudecimiento de la ola de delincuencia.

Durante el hecho ocurrido en el centro de D Yanny Nails Center, las damas que se encontraban haciendo turno fueron despojadas de sus monederos, teléfonos móviles y algunas prendas.

Dos sujetos que andaban con mascarilla y abrigos con capucha portaban ambos, un arma de fuego, las víctimas además de la impotencia, temen hablar por si estos quieren tomar represalias.

Una empleada que se negó a identificarse expreso: “para qué denunciar, si los delincuentes tienen más poder que la Policía, además uno va a poner la denuncia y tiene que echar el día entero allá, para nada, porque ni aparece lo robado, pero tampoco lo someten”.

Los delincuentes no solo están asaltando los centros de belleza, las bancas de apuestas también son blanco para estos recoger dinero o por la noche o muy temprano en la mañana, cuando las jóvenes se aprestan a abrir.

Los malhechores llegan y las despojan del dinero fruto de la venta del día anterior.

Muchos son los antisociales que aprovechan las primeras horas de la mañana cuando las personas salen a laborar para atacarla, y en ese sentido una joven médico que labora en el hospital infantil denunció que dos jovencitos a punta a de pistola le quitaron todo, hecho ocurrido en el kilómetro 8 de Gurabo, mientras que un obrero de zona franca, residente en el ensanche Espaillat dijo que es la tercera vez que lo asaltan a las cinco de la mañana cuando se levanta par air a trabajar, esta vez le dispararon en uno de sus pies.

Además de Santiago se han incrementado los delitos en comunidades de San José de las Matas, Hato del Yaque y Villa González. EL CARIBE