El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, volvió a dar positivo por Covid-19 este miércoles y lo anunció en una entrevista en la cadena CNN Brasil, donde explicó que un reciente test había confirmado este miércoles que sigue teniendo la enfermedad, una semana después de anunciar que había contraído el virus.

Bolsonaro mostró a la cadena su hartazgo por el confinamiento y dijo que espera “con bastante ansiedad” que el próximo test que le realizarán el martes dé negativo para poder volver al trabajo lejos de su residencia oficial en el Palacio da Alvorada en Brasilia. “No aguanto más esta rutina de quedarme en casa, es horrible”.

“Si todo va bien, volveré al trabajo. En el caso contrario, por supuesto, esperaré algunos días más”, dijo el mandatario que subrayó que continuará su tratamiento con hydroxicloroquina, un medicamento en el que tiene una fe inquebrantable a pesar de que su eficacia no ha sido formalmente probada.

Bolsonaro, muy criticado por su polémica gestión de la pandemia en el segundo país del mundo con más contagios y que acumula unos 75.000 fallecidos, explicó que se encuentra en buen estado de salud, sin presentar fiebre ni problemas respiratorios, y tampoco ha perdido el sentido del gusto, uno de los principales síntomas de la enfermedad.