Las autoridades se deshicieron de 19,250 botellas de whisky de diferentes tamaños, 500 botellas de bebidas energizantes y 600 galones de clerén de procedencia extranjera, incautadas en los últimos meses por el Cuerpo Especializado de Seguridad Fronteriza y Terrestre (Cesfront).

El Ministerio de Defensa informó este sábado, en un comunicado, del vertido de las bebidas alcohólicas y energizantes, decomisadas en operaciones realizadas en Dajabón, Elías Piña, Jimaní y Pedernales, demarcaciones donde las autoridades han fortalecido la vigilancia para contrarrestar el contrabando de mercancías.

Las autoridades reafirmaron el compromiso del gobierno dominicano, de “continuar trabajando arduamente a fin de contrarrestar el contrabando de mercancía, especialmente de bebidas alcohólicas, y hacer frente a todas las amenazas que se ciernen sobre la zona fronteriza y sus áreas de aproximación”, dice la nota. Z101