Nueva York.- El Departamento de Transporte (DOT) informó que 175 personas han fallecidos en las vías de esta ciudad hasta el domingo pasado como consecuencia de accidentes vehiculares, frente a 169 en la misma época en 2019, cuando circulaba mucho más tráfico.

La circulación de vehículos en la Gran Manzana durante el pico de la pandemia del COVID-19 durante varios meses bajó, pero los conductores, motoristas y las bicicletas eléctricas han tomado las calles neoyorkinas, quienes conducen a velocidades rápida.

En lo que va del 2020, 38 motociclistas y 50 ocupantes de automóviles han fallecidos en accidentes, en comparación con 22 y 37, respectivamente, en la misma época del año pasado.

En tanto, ocurrieron 19 muertes de ciclistas hasta la fecha. 28 pedalistas murieron en todo el año 2019, el más mortal para ciclistas en NYC en dos décadas. Muchos lo atribuyen a las frecuentes imprudencias que cometen, principalmente no respetando la luz roja del semáforo y circulando a alta velocidad en vía contraria.

Matt Carmody, experto en seguridad vial, dijo que “las muertes aumentaron porque no había la congestión habitual y la gente pudo conducir mucho más rápido”. “Las calles no están diseñadas para que superes el límite de velocidad a más de 10 ó 15 millas. No hay mucho margen de error”, expresó.

Las cifras coinciden con una alarmante tendencia nacional, según la Asociación de Seguridad Vial de Gobernadores (GHSA).

Las estadísticas nacionales publicadas por el gobierno federal la semana pasada indican que a pesar de una disminución de 16.6% en las millas recorridas por vehículos en todo el país en los primeros seis meses de 2020, las muertes de peatones disminuyeron sólo 2% %, informó.

El Nacional